3 mar. 2011

Los libros en el hogar son tan importantes como la formación de los padres a la hora de determinar el nivel educativo de los niños

Da igual que sean ricos o pobres, que vivan en EEUU o China, que no tengan estudios o que sean licenciados; los padres que tienen libros en el hogar aumentan el nivel de educación que sus niños pueden obtener, según un estudio que duró 20 años liderado por Mariah Evans, de la Universidad de Nevada, Reno.
Durante años, los educadores han creído que el indicador más potente del nivel de educación que un niño llegará a tener era que los padres tuviesen una alta formación. Sin embargo, sorprendentemente, este gran estudio mostró que la diferencia entre ser criado en una casa sin libros y ser criado en una casa con una biblioteca de 500 libros tiene un efecto tan grande en el nivel de educación del niño como la diferencia entre tener padres sin apenas estudios (3 años) o estudios universitarios (15 o 16 años).
Al ser socióloga, Evans estaba particularmente interesada en demostrar que los hijos de padres sin estudios se pueden beneficiar de la presencia de libros en el hogar. Estuvo buscando maneras de ayudar a las comunidades rurales de Nevada, intentando mejorar su desarrollo y educación.
“¿Qué inversiones deberíamos hacer para ayudar a estos chicos a salir adelante? se preguntó. “Los resultados de este estudio indican que tener libros en el hogar es una forma barata con la que podemos ayudar a nuestros hijos a tener éxito”.
Ref: Wikipedia
Ref: Wikipedia

Evans aseguró que “poco a poco se puede conseguir una gran libreria”. Incluso tener “sólo” 20 libros en el hogar tiene un gran efecto sobre el nivel educacional del niño y cuantos más libros tengas, mejor.
“Recibes mucho a cambio de cada libro”, dijo. “Es una inversión que da muchos beneficios en una época en que hay que apretarse el cinturón”:
En algunos países, como China, tener 500 libros o más en las casas hace que los niños estudien una media de 6.6 años más. En Estados Unidos, el efecto es menor: 2.4 años. La media en los 27 países estudiados es de 3.2 años, pero Evans afirma que 2.4 años es un avance muy grande.
Por ejemplo, según el Censo Americano, los estaounidenses que tienen un título universitario, pero no uno de grado, ganan $7.213 más en un año que los que sólo tienen el bachillerato. Los que tienen el título de grado ganan $21.185, en media, que los que sólo tienen diplomas de instituto.
El estudio realizado por Evans y sus compañeros de Nevada, UCLA y la Universidad Nacional Australiana es uno de los más grandes y exhaustivos que jamás se hayan hecho sobre los factores que influyen en el nivel educativo que un niño obtendrá.
Los investigadores quedaron impresionados por el gran impacto que ejercía el hecho de tener libros en casa. El impacto es superior al nivel educativo de los padres, el PIB del país, la profesión de los padres o el sistema político que tengan en su Estado.
Tener libros en casa tiene el doble de importancia que el nivel educativo del padre y es más importante que el lugar en el que el niño creció. Curiosamente, la diferencia entre el nivel educativo de un niño americano y uno chino fue de 2 años, menos que la diferencia entre tener 500 libros y no tener ninguno (3,2 años)
Más información:”Family scholarly culture and educational success: Books and schooling in 27 nations,” publicado en Research in Social Stratification and Mobility.
Este artículo ha sido traducido de Physorg y publicado bajo licencia CC by-sa

No hay comentarios:

Publicar un comentario