30 mar. 2011

Sólo el 3,7% alcanzaron tiradas superiores a los 5.000 ejemplares en 2010

Malos tiempos para la producción editorial. La crisis se ha ensañado con el sector. El número de ejemplares editados en España en 2010 se redujo el 28,1 % respecto al año anterior, pese a que se publicó el 2,3 % más de títulos, según datos difundidos por el Instituto Nacional de Estadística. Las cifras precisan que la producción del sector alcanzó el pasado año los 132,1 millones de ejemplares frente a los 183,9 millones en 2009, lo que supuso un descenso del 28,1%. Mientras que el número de títulos editados fue de 76.206, el 2,3% más que el año anterior. No obstante, las fuentes destacan que la cifra de títulos editados se sitúa como la segunda más alta de la última década, tras la de 2008.

Literatura, en primera posición

Por categorías, más de la cuarta parte de los títulos editados (el 29,2%) y casi la mitad de ejemplares impresos (el 42,4%) correspondieron a la categoría de Literatura. La tirada media descendió el 29,7 %, situándose en los 1.734 ejemplares por título, precisa el informe del Instituto Nacional de Estadística. Menos de la mitad de los títulos publicados, el 44,2 %, tuvieron una tirada de entre 1.000 y 1.999 ejemplares y sólo el 3,7% alcanzaron tiradas superiores a los 5.000 ejemplares.

Derecho, en segundo lugar

En 2010 se reimprimieron 12.407 textos, cifra que representa el 14 % del total de publicaciones editadas en España, subraya el informe. Tras la categoría de Literatura, se situaron los títulos dedicados a Derecho, administración pública, previsión y asistencia social, y seguros (el 7,0 % de los títulos), los de Historia y biografía (el 5,5 %) y los de Ciencias médicas y sanidad, los de Ciencias políticas y económicas y los pertenecientes a Artes plásticas, gráficas y fotografía (con el 5,4 % cada uno).

Del 79% en castellano al 4% en extranjero

El castellano representó el 78,8% del total de títulos (un 4,19% más que en 2009). El 10,4 % de los títulos se editaron en catalán, valenciano y balear, el 1,9 % en gallego y el 1,1 % en euskera. En relación a 2009 estos idiomas sufrieron unos descensos en el número de títulos del 5,8 %, 21,6 % y 15,3 %, respectivamente. Los títulos en idiomas extranjeros representaron el 3,9% del total de títulos editados en 2010, porcentaje similar al 3,5% registrado el año anterior. Dentro de los títulos publicados en un solo idioma extranjero destacaron los libros en inglés (con el 48,7 % del total) y en portugués (el 16,1 %).

60% en inglés

Los títulos traducidos alcanzaron el 14,4 % de la producción editorial destacando, de nuevo, los traducidos del idioma inglés (que representaron el 59,2 % del total). Un total de 215 títulos (incluidas reimpresiones) fueron editados en el extranjero e impresos en España en el año 2010, lo que supuso un aumento del 7,0 % respecto al año anterior. Por idioma de publicación, el 40,5 % de estos títulos fueron publicaciones en castellano.

Madrid, a la cabeza con casi 25.000 títulos editados

Las comunidades autónomas con mayor producción editorial durante 2010 fueron Madrid (con 24.999 títulos editados, un 4,3 % más que el año anterior) y Cataluña (con 20.533, un 1,6 % menos). Estas dos comunidades acapararon el 59,8% del total de títulos. Por detrás se situaron Andalucía (con 9.303 títulos), Comunitat Valenciana (4.509), Galicia (2.778), Castilla y León (2.744) y País Vasco (2.499)

Fuente: ABC

29 mar. 2011

El libro agotado pasa a la historia

  • Distribuidores y libreros se reúnen para acordar la incorporación de la impresión bajo demanda a la cadena de suministro del libro. Este acuerdo histórico permitirá optimizar la provisión y ampliar el catálogo en oferta garantizando la disponibilidad de los ejemplares.
  • Antes de este acuerdo, algunos libreros y distribuidores como Publidisa, El Corte Inglés y Agapea, ya apostaron de forma pionera por esta tecnología.
  •  Con la impresión bajo demanda el modelo tradicional de distribución del libro, basado en la oferta, evolucionará hacia un nuevo modelo basado en la demanda.
 Madrid, 16 de marzo de 2011- Hoy se inaugura el XXII Congreso Nacional de Libreros organizado por CEGAL que se estará celebrando hasta el 19 de marzo en Las Palmas de Gran Canaria. En este congreso se reúnen los principales libreros de España e importantes agentes del sector editorial para analizar la situación y aportar soluciones en un sector que avanza a pasos agigantados. Uno de los temas que entrará a debate será  la implantación de procesos de impresión bajo demanda (IBD) en el sector.
La impresión de libros bajo demanda ha ganando terreno de forma importante en los últimos años. La gran mayoría de editoriales ya aprovechan las ventajas de esta nueva tecnología para la gestión de todo o parte de su catálogo.  Pero su aplicación más atractiva, la posibilidad de producir libros desde un solo ejemplar, incluso personalizados, ha encontrado siempre importantes dificultades por los hábitos comerciales y métodos de provisión asumidos por el sector, dificultades que editores, distribuidores y libreros no han sido capaces de gestionar con éxito por separado hasta hoy.
Una de las principales ventajas que la impresión bajo demanda aporta al lector es la desaparición del concepto “libro agotado”, pudiendo ser atendida toda la demanda nacional e  internacional mediante la producción, ejemplar a ejemplar, en el lugar más cercano, en pedidos realizados a través de las librerías tradicionales pero especialmente a través de las librerías electrónicas.
Durante los últimos años hemos visto algunas iniciativas pioneras en la oferta de libros bajo demanda en español. Grandes portales de comercio electrónico como El Corte Inglés en España o Librerías Gandhi en México, ya ofrecen miles de títulos bajo demanda gracias a un acuerdo con Publidisa, empresa española líder en la impresión digital de libros en el mercado hispano. Los libros son producidos solo después de ser adquiridos y para envío a cualquier lugar.
Con el nuevo pacto sectorial este servicio podrá trasladarse de forma masiva al sector, desde los grandes portales y multinacionales editoriales hasta a las pequeñas librerías y editores de nicho. Se hace compatible la edición tradicional y la digital, adelantándose el mercado español al tipo de ventajas tecnológicas que gigantes como Amazon aprovecha para competir en cada nuevo mercado.
Es una gran noticia para nuestros clientes editores, ya que el trabajo que han realizado de digitalización para la impresión bajo demanda, los coloca en ventaja para aprovechar esta nueva situación” según Rodríguez, Director General de Publidisa que participa en la mesa redonda “DIGITALIZACIÓN PARA VENDER MÁS LIBROS IMPRESOS” que se celebra el jueves 17 a las 11:45h en el marco del Congreso Nacional de Libreros.
 McGraw-Hill, en España, como multinacional del sector editorial comenta: “Ya comercializamos eBooks y libros bajo demanda, tanto a través de nuestra librería en línea como de nuestros distribuidores y  librerías tradicionales. Existe una gran oportunidad de negocio que, además, terminará siendo un requisito de competitividad, sobre todo cuando en otros países la venta de libros bajo demanda se entiende ya como un estándar de facto”.
Representantes de El Corte Inglés, librería pionera en España en incorporar la venta online de libros bajo demanda, declaran que: “Hace tiempo que apostamos por la impresión bajo demanda como la mejor  forma de ofrecer a nuestros clientes un catálogo de libros extenso  e inagotable“.

Fuente: Blog de Publidisa

28 mar. 2011

Marta Ballesta apadrina la presentación de LA MALA FAMA de Gina Montaner

Queridas amigas:
Os invitamos a una presentación literaria que hacemos esta tarde.
La escritora Gina Montaner (Miami) presentará su novela ‘La mala fama’ en compañía de la periodista Marta Ballesta (Barcelona Televisió) y María Rémpel (editora).
El comienzo es a las 19.00. No suele durar más de una hora. Se realiza en forma de una charla libre y divertida sobre el libro y una entrevista a la autora por parte de las ponentes.
Estáis todas invitadas.
Lugar: El Corte Inglés del Portal d’Angel, Ambito Cultural (6ª planta).
Aquí encontraréis la información sobre la novela e incluso el primer capítulo.
Al terminar el acto la autora podrá dedicaros la novela a cada una personalmente.


Ana Viladomiu: «Soy muy de Guardiola»

–Acaba de publicar su primera novela «Un pequeño problema», ¿le ha costado muchos años de entrenamiento?
–Publicar me ha costado muchos años, pero no esta novela en concreto. Llevaba muchos años escribiendo otras cosas. Cosas que dejaba a la mitad, que se quedaban por los cajones... Tengo mucha obra, pero ésta es la primera novela que me han publicado... Más que nada, que me he animado a publicar.

–Dicen que es una novela para mujeres, ¿es que hay novelas para mujeres o deportes para mujeres?
–Los personajes son femeninos y hay temas que no toco: no toco nada de violencia, no hay guerra, hay poco deporte, poca política, poca economía en grande

–sí cabe la economía doméstica que nos interesa a nosotras
–...  Ése es el argumento que voy diciendo y hay a algunos hombres que no les gusta todo esto. Crea un poco de polémica.

–Las mujeres de su novela parecen sacadas de «Sexo en Nueva York», así que seguro que se cuidan y hacen ejercicio. ¿Usted lo hace?
–Yo sí. Creo que he hecho todos los deportes, de pequeñita, en el cole, baloncesto, luego ya esquiaba en montaña, en agua, mucho tenis, pádel y luego lo dejé porque se me salió dos veces el hombro de sitio. Y luego cambian las cosas, cumples años y ahora estoy en el gimnasio, me gusta el yoga, la reeducación postural y luego tengo una casita cerca del mar y me gusta dar largos paseos por la playa. Ahora mis deportes favoritos, pues mira, son como mucho más tranquilos.

–Acaba de presentar su novela en Madrid amadrinada por Agatha Ruiz de la Prada y la había presentado antes en Barcelona, con otros dos «patrocinadores» de excepción, Óscar Tusquets y Bigas Luna...
–Es que son muy amigos nuestros y lo más gracioso es que Bigas, más allá de la amistad, ha pensado que se puede hacer una película de esta novela. Así que estoy muy contenta.

–A una mujer intelectual como usted, que hizo Geografía e Historia y se ha pasado media vida recorriendo el mundo y la otra media  entre libros, ¿le gusta el fútbol?
–Pues sí. Y soy muy de Guardiola.  De pequeñita iba con mi abuelo al campo y yo creo que al principio me gustaba porque comíamos unos bocadillos de Frankfurt buenísimos y así, poco a poco, me fue gustando el fútbol. Y ahora estoy muy orgullosa con mi entrenador. Aparte de con mi equipo, que todos los jugadores son estupendos, pero me siento muy bien representada por Guardiola.

–¿Los futbolistas leen mucho?
–Mira, Guardiola muchísimo porque lo conozco y lo sé, pero ya es entrenador... Los futbolistas creo que no mucho. Es otra edad, muchas horas dedicadas al deporte y no creo que tengan tiempo. Yo no he tenido ningún novio futbolista, pero tuve uno jugador de tenis profesional y son muchas horas de entrenamiento.

–¿Qué cree que es más fácil, que un hombre le sea infiel a su equipo de fútbol o a su mujer?
–A su mujer, al equipo de fútbol no se le es infiel jamás en la vida.

–¿Y que es más difícil, que un hombre cambie de equipo de fútbol o que una mujer considere la infidelidad como lo hacen muchos hombres?
–Que un hombre cambie de equipo de fútbol lo veo  prácticamente imposible, y lo de la mujer también es difícil.

–Pero algo así le pasa a la protagonista de su novela, ¿no?
–Sí, es un poco el corazoncito de la novela: hay dos personajes, una persona que había sido fiel toda la vida y otra que no le daba ninguna importancia. Y la conclusión final es que no hay para tanto, que nos damos mala vida por una cosa que no importa tanto, porque al final somos así.

–¿Con ese cambio de percepción de la infidelidad,  la mujer le mete un gol al universo masculino?
–¿Por qué se pensaban que eran los únicos?  Puede ser...


En primera persona
«Nací en Barcelona en 1955, me he casado dos veces, tengo dos hijas que son de lo que más orgullosa me siento. Me arrepiento de pocas cosas, tal vez de las que no he hecho, y perdono porque me resulta fácil entender, pero olvido menos. Valoro la alegría de la vida y a la gente alegre y buena, y detesto a los que van a hacerte daño. Soy metódica, cariñosa, alegre, y dicen que diferente. A una isla desierta me llevaría libros y libros, me encanta el pan y, a temporadas, la cervecita, el vino blanco, el agua y la Coca-Cola. Soy muy ordenada, no se me repiten los sueños, de mayor me gustaría ser una muy buena escritora y si volviera a nacer, sería escritora, pero probablemente empezaría antes a escribir y a publicar».

Fuente: La Razon

‘Un pequeño problema’ aterriza en Madrid de la mano de Ágatha Ruiz de la Prada

Por primera vez, Un pequeño problema de Ana Viladomiu se presentó en Madrid. ¡Y por todo lo alto!, para garantizar al libro la misma difusión que ha tenido en Barcelona. Ocurrió el 23 de marzo, en Ámbito Cultural de El Corte Inglés, en Serrano.
La llegada de la famosa diseñadora Ágatha Ruiz de la Prada, que apadrinó la presentación, se anunció desde lejos por el alegre colorido de sus ropas. Espléndida, Ágatha apareció en el evento con un enorme lazo rojo en el pelo y unos zapatos de tacón de color rosa.
La conocida diseñadora reconoció tener muy buena relación con El Corte Inglés y con la familia de Ana Viladomiu, pues ésta les compraba ropa de Ruiz de la Prada a sus hijas cuando eran pequeñas. La artista asegura que le encantan las novelas escritas por mujeres y para mujeres, y la novela Un pequeño problema le gustó tanto que se quedó con ganas de más.
Nada sorprendente si tardó tan sólo tres horas en leerla. Hablando de personajes, Ágatha dijo entender las dificultades que afronta una escritora novel en ejemplo de Rita. Sin embargo, Ana Viladomiu afirmó que “cualquier parecido es pura coincidencia”, que sus personajes “tienen un poquito de todos”, pero ninguno es un retrato exacto de amigos suyos o de ella misma. Ágatha animó a leer Un pequeño problema y aseguró que en su casa el libro ocupa un lugar importante de su estantería.

21 mar. 2011

Carmen Balcells cede a un escritor marginal el protagonismo de un homenaje del Cervantes

Aliocha Coll dedicó toda su breve existencia a dos pasiones: la escritura y su mujer, la pintora francesa de origen chino Lysiane Luang. Tanto que, cuando se separó de ella y escribió la que consideraba ser su última novela, pensó que ya no le quedaba nada por hacer. Tenía 42 años cuando se suicidó. Era el 15 de noviembre de 1990. A este escritor madrileño casi desconocido ha dedicado Carmen Balcells el homenaje que a su vez le ha tributado esta mañana el Instituto Cervantes en su sede central de Madrid. La mítica agente literaria ha dejar su legado en la Caja de las Letras del centro: un cajetín de seguridad dentro de una cámara acorazada que se abrirá en mayo de 2012. "El respeto por la palabra nos puede salvar", ha afirmado Balcells poco después de cerrar su caja.
    Carmen Balcells
Desde que en 2007 se inauguró esta tradición, 15 protagonistas de la cultura hispanoamericana, entre ellos Francisco Ayala, Juan Gelman, José Emilio Pacheco, Ana María Matute, Antoni Tàpies, Luís García Berlanga y Manuel Alexandre, han dejado su herencia en una de las cajas del sótano del Instituto Cervantes. Cada uno de ellos estableció la fecha en la que se abriría la caja y se desvelaría su contenido. En algunos casos, solo se hará una vez que el autor haya fallecido. La caja de Carmen Balcells, la número 1.569, se abrirá en cambio en tan solo 12 meses, aunque ya se sabe lo que contiene: una foto de Aliocha Coll, su testamento, dos de sus obras, sus traducciones del Teatro de Marlowe y de un texto de Shakespeare.
"Siempre se dice que es imposible morir por amor pero a veces sí mata", ha dicho Balcells, de 80 años, sonriente en su silla de ruedas y con un abrigo azul, refiriéndose a Aliocha. La agente literaria más importante de los últimos 50 años en la cultura hispanoamericana ha reconocido que le costaba asumir el protagonismo del acto y por eso prefería dejárselo a Aliocha. "Fue un muchacho extraordinario, empezó a escribir con 7 años. Eligió la renovación de la palabra y sus libros fueron excesivamente vanguardistas para la época", ha contado Balcells. Tan vanguardistas que de la gran masa de manuscritos que produjo, pocos acabaron publicados. Entre ellos, la novela Vitam Ventura Saeculi (Ediciones Alfaguara, 1982), que Balcells llevaba consigo en el acto.
Dentro de la espaciosa cámara acorazada del instituto Cervantes, poco antes de que Balcells cerrara su caja, la directora del centro, Carmen Caffarell, ha afirmado que era "el legado especial de una mujer especial en un día especial". Y es que el Instituto Cervantes celebra hoy sus 20 años. Aprovechando el primer día de primavera, Caffarell ha dicho de Balcells que ella también ha sido una "primavera para muchos escritores" a los que ha permitido "nacer y renacer". Para la directora del Cervantes, Balcells es "la" agente literaria.
Mario Vargas Llosa, Gabriel García Márquez, Pablo Neruda, Camilo José Cela, Miguel Delibes, Manuel Vázquez Montalbán, Vicente Aleixandre, Julio Cortázar, Rosa Montero han estado entre los "clientes" de Balcells, como ella suele llamarlos. Pero para ellos Balcells era una "amiga o una madre", según Caffarell. De hecho, García Márquez la llama "la Gran Mamá". Además de contar con muchos de los protagonistas de la cultura hispanoamericana reciente, Balcells y la agencia literaria que lleva su nombre se hicieron famosas también porque eliminaron los contratos vitalicios, que sustituyeron con las cesiones temporales de los derechos de un libro.
"Asustada" por los muchos periodistas que la rodeaban -Balcells no ama las entrevistas y ha concedido muy pocas durante toda su carrera- la agente literaria ha concluido el acto firmando el libro de honor del Instituto Cervantes. "Para Aliocha. Donde estés te recordamos. Ojalá alguien reconozca tu talento y te acompañe", ha escrito Balcells arriba de de su firma. Y ha contado que el año próximo quiere que, al abrir la caja, se lea el testamento del escritor. Al comentarle Caffarell que su cajón será el primero en abrirse, Balcells ha sonreído: "Es que creo estilo". Incluso con 80 años se puede seguir innovando.

Fuente: El País

18 mar. 2011

Llegir en cas d'incendi entrevista a Luis Campo, AUDIO

Luis Campo: "Una cosa es el ritmo de escritura y otra cosa es el ritmo de publicación..."

 


16 mar. 2011

Come, lee, vive

por Mariángel Alcázar

La librería +bernat abre una etapa y amplía su oferta con un nuevo espacio en la calle Buenos Aires.  No es sólo una librería, sino un espacio para leer, comer y vivir la cultura

Hace algo más de 30 años, Montse Serrano decidió comprar la librería a la que acudía cuando supo que el dueño pensaba cerrar por jubilación. Era el año 1978 y desde entonces Bernat ha seguido abierta en el número 6 de la calle Buenos Aires, ofreciendo las últimas novedades literarias, material de papelería y prensa. Pero Bernat es algo más, es un espacio de convivencia en el barrio que tiene por objetivo promover la cultura mediante la literatura, el arte y actos como presentación de libros, lecturas comentadas y cuentacuentos para niños. Hace unos meses, los habituales de Bernat tuvieron un susto al ver como cerraba el local, aunque no tenían motivo ya que la librería no cerraba, sino que se ampliaba al colindante dando lugar a +bernat, que fue inaugurado el 23 de abril. Parapoder ampliar, Montse Serrano reunió a un grupo de pequeños inversores, amantes como ella de la literatura y, sobre todo, de un modo particular de hacerla llegar al público. Montse y sus colaboradores ejercen de libreros, es decir, conocen las novedades, las han leído y las pueden recomendar a sus clientes, de los que conocen sus gustos como lectores. Tras el verano, +bernat emprendió una nueva aventura, al unir el alimento físico al espiritual. Dado que los clientes, además de comprar libros, se quedaban de charla en el local, Montse y sus entusiastas compañeras les ofrecían café y pastas, de ahí pasaron a la cervecita y los tacos de queso hasta llegar a las ensaladas y los tentempiés. En +bernat se puede comer (ligero, eso sí, que no es un restaurante) y leer, al estilo de las librerías de Nueva York. La oferta gastronómica no es más que una excusa para hacer cómoda la estancia en el local y, de paso, favorecer la charla entre los lectores. La librería también contiene el espacio +bern-Art, abierto a artistas y diseñadores para que expongan su obra, sus creaciones y sus inquietudes. La polivalencia del espacio permite presentar todo tipo de obras, desde el gran formato, la escultura y la fotografía. Pero no queda ahí la cosa, ya que en +bernat también se organizan talleres de teatro, oratoria, escritura creativa y trabajos manuales para niños. En definitiva, +bernat es un lugar diferente, en el que se integran de forma novedosa la venta de libros, la gastronomía, el arte, los actos culturales, las charlas literarias y los talleres, y todo con buen ánimo y humor. No hay nada más satisfactorio para un lector ocasional o empedernido que encontrar una librería en la que sin acordarte ni del autor ni del título te encuentren el libro que buscas.

Andreu Martín: ser escritor requiere mucha paciencia


Andreu Martin está de moda. Hace nada sumó un premio más. Le vimos recoger su último galardón en el marco de la BCNegra2011, el premio Pepe Carvalho, por todas sus creaciones al servicio del género negro. Su primera novela, Aprende y calla, ya es un mito dentro de la narrativa adulta nacional, pero tambien ha logrado trascender a los más jóvenes gracias a Flanagan, su joven y detectivesco personaje que da nombre a toda una saga. El recién galardonado escritor, considerado uno de los máximos exponentes del género policíaco en España, nos dedica cinco minutos de su tiempo.

15 mar. 2011

Basilio Céspedes, detective incapaz de empuñar un arma

Por Ricardo Bosque
Hace ya unos cuantos años, los lectores de novela negra interesados por algo más que el último sueco de moda teníamos la oportunidad (allá ustedes si se la perdieron) de conocer a un detective patrio de nombre Basilio Céspedes y apodo mucho más internacional y reconocible, Humphrey, que así es como le llamaba todo el mundo en el Poble Sec y alrededores.
Evidentemente, el nombre de Humphrey obedece, sin duda alguna, a la profesión de nuestro hombre y, tal vez, a su sentido pragmático e irónico de ver la vida, así, como a cierta distancia. Porque, la verdad, de violento Basilio tiene bien poco (más bien se confiesa él mismo torpe con los puños e incapaz de empuñar un arma, ya sea blanca o de fuego); de solitario, lo justo, pues siempre puede contar con su vecino y colaborador Billy Ray Cunqueiro -gallego de Orense con aspiraciones neoyorquinas-, el comisario Jareño -su proveedor oficial de casos a investigar-,  el Sargento García -exlegionario con la sensibilidad a flor de piel para quien las estrellas nocturnas son defectos de fabricación del cielo- o el Tío Matías, capo calorro por cuyas manos pasan todos los negocios turbios del barrio a la vez que se puede manifestar, sin despeinarse siquiera, por unas calles libres de drogas; y de mujeriego, en sueños, porque en la realidad se tiene que conformar con una puta de cabecera siempre dispuesta -Maruchi la Desdentá, imagínense ustedes cuál es la especialidad de la casa- y algún ligue imprevisto que le permite alegrar la jornada. Pero esto último muy esporádicamente, no se crean ustedes que todos los días es fiesta en casa de Céspedes.
Bien, como decía al principio, a toda esta peña la conocíamos ya evolucionada en dos novelas que no eran las primeras de la serie, sino la segunda y tercera de la misma. Sus títulos ya invitaban a robarlas de la librería de turno si era menester y adoptarlas para siempre jamás: Putas, diamantes y cante jondo y Una anciana obesa y tranquila. Y detrás de ellas encontrábamos a un escritor, Luis Gutiérrez Maluenda, con oficio y sabiduría y dosificando con precisión las gotas de humor, de violencia o de crítica social que toda buena novela de género debe tener para que personajes y situaciones sean creíbles y den forma a unas tramas francamente interesantes para el lector.
Pues bien, de la mano de Flamma Editorial podemos ahora conocer los orígenes del personaje, o sea, la primera novela que el autor escribió con Basilio Céspedes como protagonista, en la que hacen su aparición los personajes con los que ya estamos tan familiarizados y con un título tan sugerente como los anteriores: Los muertos no tienen amigos. Y, de paso, podremos constatar que terceras partes -en orden de publicación, que no de escritura- son tan buenas como las primeras o segundas.
Si perdieron esa anterior oportunidad, ahora pueden conocer el universo barriobajero de Humphrey desde sus inicios y, seguro, terminarán buscando por todas partes hasta encontrar ejemplares de las dos siguientes novelas -o anteriores, según veamos el asunto-. Si no lo hacen, se arrepentirán, pero esto último no se lo tomen como una amenaza -no todos podemos ser tan duros como Bogart- sino como un consejo de amigo.
Me lo agradecerán. Acepto lo típico: Visa, American Express, Mastercad…

Fuente: La Balacera

Andreu Martín: '¡No hay para tanto!' es una novela que yo difícilmente me atrevería a escribir



Los escritores Gemma Lienas y Andreu Martín presentaron, el pasado 9 de marzo, la novela de Bartomeu Cruells, ¡No hay para tanto!, en el Corte Inglés de Portal del Ángel de Barcelona.

Lienas y Martín son dos reconocidos escritores catalanes, amigos de Cruells en su juventud, que alaban la única novela del escritor de Sabadell por su complejidad narrativa, al tratarse de una novela negra, con un extenso repaso histórico del siglo XX y construida de forma epistolar, a base de cartas enviadas entre los protagonistas.

13 mar. 2011

¡Portada seleccionada! Gana la elegancia

Queridos lectores, muchas gracias por vuestra ayuda en la selección de la nueva portada para la tercera novela sobre la investigadora Alexia Hurtado.

Sinopsis: Barcelona está a punto de vivir un escándalo político sin precedentes. Naima Dati, magrebí y concejal del distrito de barrios históricos Ciutat Vella, tiene poderosos enemigos dispuestos a perseguir y acosarla para que dimita de su cargo.
La investigadora Alexia Hurtado sospecha que se trata del mayor escándalo de especulación y mobbing inmobiliario de la historia de la ciudad. Una trama que desvela la lucha por dos modelos de ciudad: la que defiende el crecimiento y el paisaje, frente a la que se preocupa por el paisanaje. Interés económico frente a política social. Dos mujeres contra un sistema. 

 CON LA MAYORIA ABSOLUTA HA GANADO LA 1ª VERSIÓN
Han votado 96 personas, de las cuales 56 han definido el resultado.
Hay que reconocer que los que votaron por la tercera propuesta han sido muy categóricos en su opinión, a juzgar por los comentarios. Según ellos, los buitres son muy llamativos y, por lo tanto, necesarios para la comercialización del libro. Sin embargo, la mayoría dice que estas aves le producen una sensación desagradable, ¿y quién quiere tener en sus manos algo que provoca repelús?

Portada nº 1

Portada nº 2

Portada nº 3 

Próxima presentación de la novela: 8 de abril en la comisaría de los Mossos d'Escuadra en BCN

Entrevista en R5 - Andreu Martín, creador de detectives

Casi todo su tiempo lo dedica a escribir. Desde guiones de cine y televisión, pasando por el teatro hasta llegar a la novela. Andreu Martín prefiere la novela negra porque es la crónica más atrevida, punzante y sincera de la sociedad.
Dice que nunca ha tenido miedo a la página en blanco por su manera de trabajar. Cuenta que nunca escribe la primera frase si no sabe como termina la novela.
Para Martín el género de la novela negra siempre tiene una crítica a elementos que son importantes para todos, como la seguridad personal. Explica que gusta al lector por las características de juego que tiene, como el miedo.
Este escritor ha conseguido varios premios con sus obras, tanto en novela negra, como erótica y juvenil. Andreu Martín es el creador del inspector Sam Ballunga, detectuve Angel Esquius y del detective juvenil Flanagan (09/03/11).

11 mar. 2011

La apuesta





Clara Sanchis Mira


El libro electrónico está lleno de ventajas y se comerá el mercado, sí, pero no podrá comerse al de papel, dije yo
Me he apostado una cena a que el libro de papel sobrevivirá al libro electrónico. Ha sido bastante imprudente por mi parte, si tenemos en cuenta que el adversario es un reconocido escritor, conocedor del mundo editorial y las nuevas tecnologías mucho más que yo que, en realidad, ando pez en las dos cosas. Pero hay veces en las que uno se obceca, y yome obcequé. Esgrimí que son asuntos independientes que tienen utilidades distintas y que, por eso, convivirán. El libro electrónico tiene ventajas de peso, de acuerdo. No pesa. Posee facultades acumulativas alucinantes, sí. Hay gente que va por ahí con las obras completas de Shakespeare como si nada. Se montan en el autobús y resulta que las llevan en el bolsillo. Buena parte de la literatura universal está al alcance de sus dedos con una facilidad obscena. Pueden, además, adecuar el tamaño de la letra a sus necesidades ópticas sin dejarse la vista con esas ediciones de hormiga que andan por ahí. Y muchas otras comodidades que yo desconozco - ya digo que estoy pez-y que el escritor ni siquiera creyó necesario poner encima de la mesa mientras escuchaba, con una sonrisa educada, mi teoría sobre los asuntos no excluyentes.

El libro electrónico está lleno de ventajas y se comerá el mercado, sí, pero no podrá comerse al libro de papel, dije yo, como si estuviera diciendo algo. Es maravilloso llevarse a cualquier parte cientos de novelas con la ligereza de un bocadillo de jamón. Pero una noche nos despertaremos sudorosos, soñándonos en una barca en medio del océano, con toda la lectura almacenada en un aparato que puede ser víctima de un pequeño fallo misterioso y morir en el acto. El peso del libro de papel puede ser un incordio en determinadas ocasiones en las que sin duda usaremos el electrónico, de acuerdo. Pero otras veces querremos la seguridad física del papel. Y también nos gustará sentir el peso del volumen entre las manos. Nos reconfortará irauna librería y llevarnos bajo el brazo un libro bien pesado, de paseo por esta vida tan gaseosa. Incluso dos o tres. Apilarlos luego encima de la mesa y degustar el espacio que ocupan, que también cuenta. Porque el libro tiene casi tanto valor como objeto que como vehículo de lectura, lo sabe todo el mundo. No los tenemos exactamente para leerlos. No sólo. También son un objeto decorativo de primera necesidad. ¿Qué pasará con las paredes de nuestras casas si quitamos las librerías? ¿Nos soportaremos a nosotros mismos, de la mañana a la noche, entre paredes blancas? Y si no, ¿qué haremos? ¿Nos vamos a poner ahora a colgar cuadros?, ¿tapices? ¿Enredaderas interiores?, inquirí, desasosegada ante la sonrisa distraída del escritor que, sin duda, miraba mucho más allá.

Se veía a sí mismo en un futuro cercano donde internet y el libro electrónico le daban al fin la independencia. Y la totalidad de los ingresos de sus obras. Una página web sólo suya, o algo parecido, donde estarán expuestas sus novelas y el lector podrá descargarlas por un precio ajustado a la ligereza y la agilidad del nuevo sistema de compraventa. Sin intermediarios. Así pintaba, sin miramientos, este escritor, un mundo sin libros que yo no alcanzo a imaginar. Por eso aún me esforcé en improvisar un paralelismo con la radio, que logró sobrevivir a la televisión cuando todos la daban por muerta. Pero él dijo que, puestos a hacer comparaciones, era más ajustado pensar en la superioridad del coche frente al caballo. Reducida a este punto ecuestre, fue cuando salí del paso con lo de la apuesta, que al fin y al cabo es a diez años vista. Me apuesto una cena a que dentro de diez años la venta de libros sólo se ha reducido un 15%, solté. Pero no sé ni si lo oyó. Hacía rato que se le notaba poco interesado en la discusión, como con la cabeza en alguna frase de la novela que estuviera escribiendo estos días, o algo así.

9 mar. 2011

“Si la letra con sangre entra, el país ha de leer mucho”

Claudia Munaiz (México)

Polémica en México por un anuncio: “Si la letra con sangre entra, el país ha de leer mucho”
El anuncio de la polémica
La pancarta, con fondo amarillo y letras negras, está situada en lo alto de la avenida Revolución, en el Distrito Federal. No ha pasado inadvertida. ¿Quién se anuncia en dicha pancarta? Librerías Gandhi, una de las franquicias nacionales de venta de libros, música, papelería y dvd's más grande del país. ¿La controversia? Ironiza en su mensaje con el bajo índice de lectura en México y el altísimo número de crímenes cometidos. “Si la letra con sangre entra, el país ha de estar leyendo mucho”, reza su eslogan.

Y tanto, porque desde que el actual presidente Felipe Calderón iniciara la guerra contra el narcotráfico en 2006, más de 22.000 personas han muerto de forma violenta. Otra forma de decirlo: en México, cada 48 minutos una persona pierde la vida en un acto relacionado con el crimen organizado y la delincuencia. Esto, unido a las cifras de una encuesta elaborada por la Universidad Autónoma de México (Unam) y el Consejo Nacional para la Cultura y las Artes (Conaculta), que revela que los mexicanos leen solo tres libros al año, ha sido más que suficiente para sembrar polémica.

Ahora bien, ¿es oportunista o realista el anuncio de Librerías Gandhi? Las respuestas son diversas y variadas. Desde la cuenta de Twitter de la empresa, explican lo siguiente: “Les informamos que el espectacular (pancarta) sí forma parte de nuestra campaña de publicidad 2011. Parte de la personalidad de nuestra marca, que siempre ha sido la de ser un observador social que le preocupa y comenta lo que sucede en nuestro país. La coyuntura que se vive actualmente es muy compleja y lamentablemente violenta. Por lo tanto, nos pareció acertado mencionarlo. Estamos para servirles”.

El Confidencial intentó conocer la decisión de los directivos de Librerías Gandhi de quitar o no el anuncio de la vía pública, pero no obtuvo respuesta. En su cuenta de Facebook abundaban los comentarios en contra y a favor de la campaña, pero han sido borrados en las últimas horas. Algunos afirmaban que ya no iban a comprar en sus tiendas.

Tania Martínez Monroy, estudiante de Máster en Comunicación Estratégica en la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP), cree que la campaña de Gandhi es “muy oportunista por el contexto en el que vivimos. Sin embargo, también soy consciente de que hace explícita, muy crudamente, una realidad del país”. El mensaje publicitario le caló hondo por dos motivos:

“Primero, México está a punto de convertirse en la Colombia de hace años, donde todos vivían con extrema violencia, coches bomba en cualquier lugar y un país sin ley. Y segundo, me dolió leerlo también por la realidad de bajísimo nivel educativo y cultural en el que vivimos. El mexicano promedio no lee ni dos libros al año... pero en el metro, de forma insaciable, está leyendo 'El libro vaquero' (revista pequeña con mujeres sexis y galanes que las rescatan)”.

Los expertos en opinión pública coinciden en que la empresa logró su objetivo: posicionarse en la mente del ciudadano, aunque algunos consideren que no sea ético lucrarse a costa del dolor de las víctimas de la violencia.

Iván Rodríguez Urgel, publicista de Caja Madrid, afirma: “Más que oportunista, creo que es una cuestión de mal gusto, sobre todo hacia aquellas personas que han muerto y sus familiares. Si la causa fuera benéfica, podría debatirse, pero al ser expuesto por un comercio para vender más, suena a mofa”, y añade que el refrán “La letra con sangre entra”, se refiere a que antes se aprendía a base de golpes y no se debería recordar esa forma de enseñanza”.

Los estereotipos de la librería
Las campañas de Librerías Gandhi son motivo de debate. La lingüista y literata Lilí Sanz esboza una crítica semántica en su blog titulada: “La Gandhi: promotor de estereotipos y prejuicios”. Según su criterio, la franquicia pretende vender algo más que libros y música. “Nos restriegan en la cara que no hay lectores en México”. Unos ejemplos destacados por la experta:

- Junto a la fotografía de una mujer, la frase: “Ya no sólo pienso en casarme. Así es leer”

- “El lector: especie en peligro de extinción”

- “Los tontos no van al cielo”

Lilí Sanz concluye que “librería Gandhi sólo difunde y legitima el falso estereotipo del mexicano no lector y el de que leer libros equivale a ser cultos”.

Para Santiago Llobet, empresario y fotógrafo español radicado en México, la campaña de Gandhi es positiva ya “que rompe con toda la publicidad que hay en el país. Los publicistas se atreven con frases que expresan grandes verdades sobre la sociedad que nos rodea. Algunos mensajes como “Mi libro es más grande que el tuyo (libros para hombres)” en un país en el que el machismo está a la orden del día son una mezcla entre publicidad y refrán y no dejan a nadie impasible”.

Llobet recuerda que la publicidad en México sigue siendo muy naïve y “no es tan creativa como la europea o la argentina, por lo que éstos anuncios llaman mucho la atención”.

A José Luis Moro Gamazo, de la Agencia de Publicidad española Remo, el anuncio le gusta mucho. En su opinión, “la forma en la que está redactada la frase, no la convierte en algo frívolo, sino en una invitación a la reflexión, con un ligero atisbo de ironía, puede ser, pero no lo veo fuera de lugar en absoluto. Invitar a la reflexión, incluso sobre los temas más delicados es algo que tiene todo el sentido viniendo de una cadena de librerías”.

Moro Gamazo desconoce si cumplirá sus objetivos, pero su deseo está claro: “Confío en que la gente compre más libros, lea más y mate menos”. Por su parte, Santiago Llobet se muestra incrédulo respecto a la consecución de los fines: “Aparte de hacer sonreír y reflexionar, dudo mucho que provoquen que la gente lea más, porque las estadísticas reflejan que en México la gente lee menos de un libro al año y eso cuesta mucho de cambiar”.

“La oportunista es la violencia”
La periodista y editora del diario mexicano Excélsior, Elia Baltazar, no considera la campaña para nada oportunista: “¡La oportunista es la violencia!”, exclama. Lo que le preocupa, además, es la tentación que nota por soterrar las reacciones frente a la violencia. “Es decir, no criticamos la violencia sino a quien habla de ella o la aborda desde cualquier espacio”.

Para la escritora mexicana, Sandra Lorenzano, “el anuncio es muy crítico, lo que nos obliga a no olvidar la terrible situación de violencia que estamos viviendo. Pero lo hace con ironía, con sarcasmo. El objetivo del anuncio no parece ser aumentar la venta de libros, sino buscar la complicidad de los lectores más conscientes y críticos”.

Más allá del marketing legítimo de una empresa, la población de México está invitada a la reflexión, porque como dijo el político Mahatma Gandhi, que presta su nombre a la cadena de librerías, “Lo que se obtiene con violencia, solamente se puede mantener con violencia”, incluida la afición a la lectura que entra con sangre...
Fuente:elconfidencial.com

Bigas Luna sucederá en el cargo a Álex de la Iglesia en la Academia de las Artes

P. VALLÍN - Madrid
El cineasta barcelonés Bigas Luna es, por el momento, el único aspirante a presidir la Academia de las Artes y la Ciencias Cinematográficas de España, tras presentar ayer su candidatura en la sede madrileña de la institución, una candidatura en la que lo acompañan la actriz Leonor Watling y el director de producción Yousaf Bokhari, miembro de la actual junta directiva, según informó ayer la propia Academia.

Las elecciones se celebrarán el 10 de abril sólo en el caso de que se presente algún otro aspirante antes del 18 de marzo, fecha en que se cierra el plazo de presentación de candidaturas, que serán proclamadas cuatro días después. De no presentarse nadie más - como ha ocurrido en anteriores ocasiones-,Bigas Luna, de 65 años (los cumple mañana), será proclamado presidente del organismo gremial y sucederá en el cargo a Álex de la Iglesia, quien dimitió tras encabezar un proceso de diálogo abierto con todas las partes afectadas por la ley Sinde, de resultas del cual el director bilbaíno acabó modificando su parecer y poniéndose del lado de los líderes de opinión de internet y en contra de la posición del Ministerio de Cultura, dirigido por su predecesora, ÁngelesGonzález-Sinde, y de muchos de sus compañeros, entre ellos su propia vicepresidenta, la también directora Icíar Bollaín. 

Fuente: La Vanguardia
Bigas Luna, sobre Un pequeño problema de Ana Viladomiu:
«Una delicia. El placer de la lectura. Amistad y sensualidad. ¡Bravo, Ana!»

7 mar. 2011

Ana Viladomiu, una buena escritora de chick-lit que merece triunfar

Ya se sabe que las risas nunca vienen mal y cuando van acompañadas de dos mujeres de mediana edad con crisis existenciales, están aseguradas. Un pequeño problema es la historia de dos mujeres atípicas que por culpa de un mentiroso se distancian, dos mujeres algo enfadadas con el mundo y que andan algo perdidas. Aunque no estoy acostumbrada a este tipo de literatura, que yo encajaría en el chick-lit, he de decir que Ana Viladomiu ha conseguido hacerme reír y mantenerme intrigada además de hacerme reflexionar.
La historia es sencilla a simple vista: dos amigas que tras la muerte de una tercera se separan, pero hay una razón más a parte de la muerte de Miriam que lleva a Rita y Carola a distanciarse, y es la razón por la cual Rita intenta escribir una novela, y es que su marido Luis no es tan perfecto como a ella le gustaría. Por otro lado, Carola, ha visto en la prostitución de lujo la mejor manera de llevar una vida de status elevado, pero se está haciendo mayor y la cosa ya no es lo que era. La maleta de Miriam volverá a unirlas, y ellas depositarán todas sus esperanzas y todos sus sueños en esa maleta que creen que será el comienzo de una nueva vida para ellas.
Tanto Carola como Rita son entrañables, son personajes creados con mucho amor y mucho humor, podrían ser cualquiera y, sin embargo, hay algo que las hace únicas, sin duda, son lo que más me ha gustado de la novela. Otros personajes como Rous o Sitges, la hija de Rita dan el toque humorístico a la novela con sus intervenciones y las reacciones que provocan en Rita. [...].
Si hay algo que me ha llamado la atención es cómo está estructurada la novela. Cada capítulo lo narra una de las mujeres y la primera frase de cada capítulo es un parafraseo de la última frase del anterior. El lenguaje es divertido y espontáneo, nada forzado y fluido y consigue que la personalidad de cada una de las mujeres se vea reflejada en el relato. [...].
Un pequeño problema es una oda a la amistad y a la feminidad. Una novela que se deja leer y se disfruta y una demostración más de que en España hay buenas escritoras de Chick-lit que merecen triunfar. Divertida, fresca y diferente.

Fuente: Equinoccio

5 mar. 2011

Ni un libro



Ni un libro en todo el año. Eso es lo que leen el 37,1% de los jóvenes catalanes de edades comprendidas entre los 14 y los 29 años. Es decir, nada. El dato lo facilitó el domingo Ferran Mascarell, conseller de Cultura de la Generalitat de Catalunya. Y no es de extrañar que, a continuación, añadiera que el aumento del índice de lectura era uno de los objetivos de esta legislatura, tarea a la que sin duda ha de contribuir la red de 351 bibliotecas municipales que hay en Catalunya, donde cada año se reciben 23,5 millones de visitas.

Por más positivo que sea el progreso de la red de bibliotecas - sin duda lo es-y por más satisfactorios que sean esos 23,5 millones de visitas - que también lo son-,está claro que un 37,1% de jóvenes completamente refractarios a la cultura libresca es un porcentaje alarmante. Uno de cada tres catalanes entre 14 y 30 años no lee jamás un libro. Se trata, además, de ciudadanos crecidos en la época del predominio de la imagen sobre la letra impresa, de las casi saturadas autopistas de la información y de las redes que favorecen los contactos constantes, pero superficiales, sobre los hábitos sosegados y reflexivos que se asocian a la experiencia lectora... No será fácil, por tanto, reducir esa bolsa del 37,1% de jóvenes que dicen no leer ni un libro al año. Y, sin embargo, hay que luchar denodadamente para que esa cifra se reduzca. De ello depende bastante más que el balance que pueda presentar un conseller al final de la legislatura.

Editorial de La Vanguardia

3 mar. 2011

Los libros en el hogar son tan importantes como la formación de los padres a la hora de determinar el nivel educativo de los niños

Da igual que sean ricos o pobres, que vivan en EEUU o China, que no tengan estudios o que sean licenciados; los padres que tienen libros en el hogar aumentan el nivel de educación que sus niños pueden obtener, según un estudio que duró 20 años liderado por Mariah Evans, de la Universidad de Nevada, Reno.
Durante años, los educadores han creído que el indicador más potente del nivel de educación que un niño llegará a tener era que los padres tuviesen una alta formación. Sin embargo, sorprendentemente, este gran estudio mostró que la diferencia entre ser criado en una casa sin libros y ser criado en una casa con una biblioteca de 500 libros tiene un efecto tan grande en el nivel de educación del niño como la diferencia entre tener padres sin apenas estudios (3 años) o estudios universitarios (15 o 16 años).
Al ser socióloga, Evans estaba particularmente interesada en demostrar que los hijos de padres sin estudios se pueden beneficiar de la presencia de libros en el hogar. Estuvo buscando maneras de ayudar a las comunidades rurales de Nevada, intentando mejorar su desarrollo y educación.
“¿Qué inversiones deberíamos hacer para ayudar a estos chicos a salir adelante? se preguntó. “Los resultados de este estudio indican que tener libros en el hogar es una forma barata con la que podemos ayudar a nuestros hijos a tener éxito”.
Ref: Wikipedia
Ref: Wikipedia

Evans aseguró que “poco a poco se puede conseguir una gran libreria”. Incluso tener “sólo” 20 libros en el hogar tiene un gran efecto sobre el nivel educacional del niño y cuantos más libros tengas, mejor.
“Recibes mucho a cambio de cada libro”, dijo. “Es una inversión que da muchos beneficios en una época en que hay que apretarse el cinturón”:
En algunos países, como China, tener 500 libros o más en las casas hace que los niños estudien una media de 6.6 años más. En Estados Unidos, el efecto es menor: 2.4 años. La media en los 27 países estudiados es de 3.2 años, pero Evans afirma que 2.4 años es un avance muy grande.
Por ejemplo, según el Censo Americano, los estaounidenses que tienen un título universitario, pero no uno de grado, ganan $7.213 más en un año que los que sólo tienen el bachillerato. Los que tienen el título de grado ganan $21.185, en media, que los que sólo tienen diplomas de instituto.
El estudio realizado por Evans y sus compañeros de Nevada, UCLA y la Universidad Nacional Australiana es uno de los más grandes y exhaustivos que jamás se hayan hecho sobre los factores que influyen en el nivel educativo que un niño obtendrá.
Los investigadores quedaron impresionados por el gran impacto que ejercía el hecho de tener libros en casa. El impacto es superior al nivel educativo de los padres, el PIB del país, la profesión de los padres o el sistema político que tengan en su Estado.
Tener libros en casa tiene el doble de importancia que el nivel educativo del padre y es más importante que el lugar en el que el niño creció. Curiosamente, la diferencia entre el nivel educativo de un niño americano y uno chino fue de 2 años, menos que la diferencia entre tener 500 libros y no tener ninguno (3,2 años)
Más información:”Family scholarly culture and educational success: Books and schooling in 27 nations,” publicado en Research in Social Stratification and Mobility.
Este artículo ha sido traducido de Physorg y publicado bajo licencia CC by-sa

El libro que Disney rechazó a Tim Burton

Publicadas imágenes de 'Zlig el gigante', el libro que el futuro director de 'Ed Wood' envió a Disney en 1976. También puedes leer la carta con la que el estudio le mandó a paseo.



"Érase una vez..." Un joven y melancólico estudiante de instituto. Brillante y prometedor, aunque más raro que un perro a lunares, este joven pasaba su juventud en Burbank, California soñando con llenar el mundo de bonitos monstruos hasta que, con los 18 recién cumplidos, decidió escribir un libro para niños y enviárselo a los mandamases de Disney para que lo publicaran. El volumen en cuestión se titulaba Zlig, el gigante, y su autor Tim Burton.
Como es natural, Disney mandó a paseo al joven artista con una amable carta (que puedes leer abajo), pero el daño ya estaba hecho. Burton no sólo acabó trabajando para Disney durante varios años, hasta que el estudio prescindió de sus servicios por raro, sino que se convirtió con los años en uno de los cineastas más famosos del mundo. Para rematar la faena, la web Letters of Note acaba de hacer públicas una selección de páginas de Zlig, el gigante, la carta escrita por Burton para presentar el libro y la (insistimos, amable) nota de rechazo del estudio. Aquí las tenéis.

the-giant-zlig-1_531
the-giant-zlig-2-550x381_550
the-giant-zlig-3-550x374_550
the-giant-zlig-4-550x382_550
burton-letter_520
disney-letter_624

1 mar. 2011

Joven escritora gana miles de dólares con su libro electrónico autopublicado en Amazon


Usted puede no conocer su nombre, pero Hocking Amanda y otros como ella se están montando en el cometa de la publicación digital.

 Amanda Hocking ha vendido más de 450.000 copias de sus nueve libros, sobre lo paranormal para jóvenes y adultos, en el pasado mes de enero. Más del 99% fueron libros electrónicos.

Hocking, de 26 años, que vive en Austin, Minnesota "Sé que esto está funcionando realmente bien para mí."

Harta de los intentos de encontrar un editor tradicional para sus novelas, Hocking optó el pasado mes de marzo por la auto-publicación y comenzó a vender sus novelas en las librerías online como Amazon y Barnes and Noble.

En mayo estaba vendiendo cientos; en junio ya eran miles de ejemplares. Vendió 164.000 libros en 2010. La mayoría eran de bajo precio (de 99 centavos a US $ 2,99 en descargas digitales).

Por cada libro que vende a $ 2.99, recibe el 70%, y el resto va a la librería en línea. Por cada libro de 99 centavos se queda con el 30%.

"Para mí el precio fue un punto que tenía sentido para los que estarían dispuestos a gastar en un libro electrónico", dice Hocking, que pone su propio precio.

"Realmente no puedo decir que hubiera sido más exitoso si hubiera ido con un editor tradicional," dice.

De hecho, Hocking está vendiendo tan bien los tres títulos de su Trylle Trilogy, Rasgado y Ascensión la más reciente, que el jueves, hará su debut en el top 50 de los mejores en EE.UU.

"A menudo los libros publicados por las editoriales tradicionales son excelentes, pero yo no creo que impidan a los auto-editores hacer un buen trabajo", dice.

"Hoy es posible para cualquier autor hacer que sus creaciones disponibles lleguen a una audiencia global con un costo inicial casi nulo", dice Russ Grandinetti, vicepresidente de Contenido de Kindle de Amazon, sobre el éxito de Hocking. La edición digital, añade, "da la oportunidad a un gran libro, que de otro modo podría haber pasado desapercibido."

En el pasado, hubiera sido raro que un libro auto-publicado, en tapa dura o bolsillo, pudiera disfrutar de tan espectaculares ventas.

Fuente: USA Today