28 feb. 2011

Desaparición entre viajes y recetas

CIMG6884


Alexia Hurtado. Una chica nacida en Cornellà y de padres extremeños. Una mujer alfa de 30 años y licenciada en psicología. Con un carácter muy fuerte. Ha viajado a Nueva York y domina los idiomas. Tras ser policía autonómica de los mossos d’esquadra pasa a ser inspectora Jefe de Investigación Criminal. Alexia transmite proximidad e identidad.
Se trata del personaje ficticio creado por Luís Campo para su reciente trilogía de novela negra. Después de transportarnos a su Robo en el Museo Dalí, nos presenta Alexia y Los Mangantes de la Comunicación. El reto del autor: continuar la saga, ya que, Alexia despierta pasiones.
Novela negra y crítica social
La novela se mueve alrededor de las luchas de poder de los mass media, y Luis Campo es un “gran conocedor” de éstos al haber trabajado en la profesión. Nos invita a la reflexión sobre el futuro de la prensa y de la comunicación en general. Lo hace a través de la desaparición del presidente y propietario de un grupo de comunicación. Se forja entonces una batalla por conseguir su puesto entre los empresarios.  La tarea de Alexia es encontrarlo.
Antecedentes literarios y ganas de escribir
Aunque sólo lleve alrededor de dos años dedicado la literatura, Luís Campo, ya hacía “carteles para gastar inocentadas a la población, como por ejemplo, simulando que se inauguraba el metro cuando no era verdad”, es decir, que tiene antecedentes literarios. Así describe al autor Miguel Salas, vicepresidente del Patronat Cultural i Recreatiu de Cornellà, en la presentación del libro, en la librería Negra y Criminal de Paco Camarasa.
“Recomiendo la novela, es apasionante y fantástica, atrapa y no puedes dejar de leer hasta el final”. Son los conejos  de Miguel Salas que, como admite entre bromas el propio Campo, “no hay duda de que se lo ha leído”.
¿Te gusta viajar? ¿Y cocinar?
Sí la respuesta es afirmativa, Alexia y Los Magnates de la Comunicación es una buena opción para hacerlo a través de un libro: Galicia, Barcelona, la Costa Brava, Madrid…, incluso San Petersburgo. Y es que la novela se empapa de esta ciudad rusa, ya que el autor está enamorado de la ciudad.
El paseo no es sólo para viajeros, sino también para amantes de la cocina deseosos de nuevas rutas gastronómicas. Luis Campo nos deleita con un paseo “desde un chiringuito de la playa de Palamós, pasando por el Castell de Xàtiva, hasta el restaurante Los Lunes al Sol en Vigo, Galicia y una tienda de vinos en San Petersburgo, llamada Mundo de Aromas.  En resumen, significa una degustación de placeres tanto en comida como en vinos y cavas.
El libro tiene un toque didáctico, tanto en recetas, como en cultura general y curiosidades, como descubrir dónde pasó la luna de miel el compositor Tchaikovski o poder darnos una vuelta por el Museo del Hermitage. En definitiva, es un libro muy descriptivo.


Los sábados, la librería Negra y Criminal siempre acompaña las presentaciones de libros con vino y mejillones.
Y para atar más cabos sueltos…
Sigue a la detective.
Luciana Capano

Fuente: El reportero siempre llama dos veces

27 feb. 2011

Novela negra (y cultureta)

JOAN DE SAGARRA

Se cumplen 30 años de la aparición de la revista sobre novela policiaca y de misterio 'Gimlet'
En el programa de BCNegra tampoco había mención alguna a los 50 años de la muerte de Hammett 
El próximo mes de marzo se cumplen  treinta años de la aparición de la revista Gimlet,"la millor revista sobre el gènere negre i policíac que hem tingut a l ´ Estat espanyol", según podía leerse en el número 79 de L ´ H Confidencial,el fanzine del Club de Lectura de Novela Negra de la biblioteca La Bòbila (plaza de la Bòbila, 1. L´Hospitalet).

Dirigida por Manuel Vázquez Montalbán, coordinada por Miguel Vidal Santos, en su consejo de redacción participaron Javier Coma, José Luis Guarner, Ricardo Muñoz Suay, Jaime Perich y Salvador Vázquez de Parga. Tenía corresponsales como Eduardo Mendoza (Nueva York) y Óscar Caballero (París), y en su lista de colaboradores encontramos los nombres de José María Latorre, Maruja Torres, Fernando Savater, Cristina Fernández Cubas, Mario Lacruz, Andreu Martín, Juan Madrid, Josep Maria Carandell, Xavier Domingo, Néstor Lujan… y una jovencísima Isabel Coixet.

Hace treinta años todavía no se había producido en nuestro país el boom de la novela negra, lo que explicaría la corta vida de Gimlet:el primer número se publicó en marzo de 1981 y el último, el 14, en abril de 1982. Tan sólo un añito de vida.

En el editorial del primer número, el amigo Manolo escribía lo siguiente: "El título de la revista tiene música de cultura gratuita. Un cocktail, una novela de negras aventuras modernas. Gratuita e inocente, como la gastronomía y el paso de baile final de Lauren Bacall en Tener y no tener.Gimlet apuesta por una tierra libre para la cultura lúdica, para un tipo de literatura que enseña las mentiras y pide para ellas la sonrisa cómplice de los embusteros. En la confianza de que todos somos embusteros, dentro de lo que cabe. Gimlet es una revista con voluntad y esperanza de mayoría. Esperanza de mayoría que sería prueba y efecto de higiene social, porque la salud de una comunidad puede medirse por el amor y el desamor a las culturas lúdicas e inocentes, al paso final de Lauren Bacall en Tener y no tener".

En el programa de actos (que tuvieron lugar en nuestra ciudad del 31 de enero al 5 de febrero pasados) con motivo de la BCNegra 2011, no figura ninguna mención a los treinta años de la aparición de Gimlet.Es posible, lo desconozco, que la revista ya hubiese sido recordada y debidamente celebrada en una anterior convocatoria de la BCNegra, del mismo modo que es muy probable que se hablase de ella en la mesa redonda que se celebró el pasado 1 de febrero en el Col. legi de Periodistes en torno al tema MVM, un gran periodista.Pero tengo mis dudas. Porque mucho me temo que la novela negra, la novela "policiaca y de misterio", como se decía en Gimlet,haya dejado de formar parte de aquellas "culturas lúdicas e inocentes" de que hablaba Manolo, de aquel paso de baile de Lauren Bacall al final de Tener y no tener,para convertirse en un gran tinglado (editorial y mediático), sin una tilde de inocencia y cargado de pretensiones, alimentado con un discurso relleno de tonterías y estupideces.

Curiosamente, en el programa de actos de la recién celebrada BCNegra 2011 tampoco aparece mención alguna del cincuenta aniversario de la muerte (en enero de 1961) de Dashiel Hammett. Quien sí tuvo la delicadeza de recordarnos dicha efeméride fue la editorial Edicions 62, en una nota de prensa en la que calificaba a Hammett como "un dels autors més importants de la novela negra americana del segle XX", al tiempo que nos recordaba que la editorial había publicado dos de sus obras, L ´ home flac y El falcó maltès en su mítica colección La Cua de Palla.Una nota de prensa que le ha servido a mi buen amigo Lluís Bonada, el azote de la cultureta, para lanzar desde las páginas de El Temps una de sus divertidas invectivas contra el mundo editorial de este bendito país.

Puestos a recordar, dice Bonada, Edicions 62 podía haberse acordado de que, además de las dos novelas mencionadas, también había publicado La clau de vidre,Collita roja,106.000 dòlars,Dinar de sang y los relatos La ferradura d ´ or y El noi sense nom.Y puestos a celebrar el aniversario en los medios de comunicación (como parece que la nota de la editorial anime a hacerlo), dice Bonada, Edicions 62 hubiese podido tener el detalle de reeditarlo yasí poder celebrar como es debido el cincuenta aniversario de su muerte. Porque, y ahora viene lo más sabroso, de los dos títulos mencionados por la editorial, uno de ellos, El falcó maltès (que Huston llevó al cine), está descatalogado, y de los seis títulos restantes que cita Bonada sólo es posible encontrar en las librerías La clau de vidre (incorporado en 2009 a la colección labutxaca).Y concluye Bonada: "Realment, la nota de Edicions 62 (antes que invitarnos a celebrar el 50 aniversario de la muerte del gran novelista norteamericano) ens convida a celebrar la mort de Dashiell Hammett". Que en paz descanse.

Mientras Edicions 62 se disponía, alegremente, a enterrar a Dashiell Hammett, el máximo responsable de la editorial, el señor Fèlix Riera, abandonaba a toda prisa el velatorio para sumarse al equipo del conseller Mascarell en calidad de presidente del Institut Català de les Indústries Culturals (ICIC). La cultureta tiene esas cosas. Que Dios nos pille confesados.

P. S. En 1963, Edicions 62 publicó La clau de vidre en La Cua de Palla (número 3). La traducción era del señor Rafael Tasis (a. c. s) y los gángsters se trataban de "vos". Como si fuesen de la Lliga. La cultureta...

21 feb. 2011

No salen las cuentas: Ellas no paran de escribir, pero se las ve menos

 Por: Inmaculada de la Fuente

Hace unos días estuve en una librería y me detuve un rato en sus mesas de novedades. Ya no recuerdo qué buscaba en ese momento pero sí lo que me llamó la atención. La mayoría de los libros expuestos estaban firmados por hombres. Si comparaba a unos con otras, las autoras solo representaban la tercera o cuarta parte. No realicé un registro exhaustivo, pero no me salían las cuentas. Se sabe que las mujeres leen más (sobre todo narrativa), y que en el campo de la edición van adquiriendo una mayor presencia y visibilidad. Se dice incluso que nunca ha sido más fácil para una mujer publicar. Sin embargo, ellos (consagrados o noveles) deben tenerlo más fácil, porque publican en mayor proporción. Manuel Rodríguez Rivero lo recordó en su columna del miércoles (16 de febrero) en este diario, titulada De nuevo sobre damas y libros. Rivero aclara que es un malentendido pensar que porque haya bastantes mujeres en el mundo de la edición y cada vez sean más las que se dedican exclusivamente a escribir, el sector se haya “feminizado” o haya alcanzado cierta igualdad. Nada más lejos de la realidad.

No hay datos oficiales, pero en narrativa, que es el género que más sigue la crítica, se estima que de cada cien novedades, unas 25 tienen autoría femenina. El tema es transversal: además de publicar en una proporción menor, las autoras reciben menos críticas literarias que sus compañeros. Una desproporción que se da también entre el número de críticos y críticas literarios: los primeros son mayoría. La escritora Laura Freixas lleva años haciendo un seguimiento de este tema. Su última estimación es que dentro de los suplementos literarios de los grandes periódicos, la crítica de libros firmados por mujeres representa el 15% del total de los libros que aparecen. Como un fiel espejo, las mujeres que firman estas críticas o reseñas apenas sobrepasan el 15% del total. Por su parte, Rodríguez Rivero no da cifras, pero considera “aplastante” la mayoría masculina dentro de la crítica literaria. Quizá no sea ajeno a este hecho el que el Premio nacional de la Crítica en narrativa castellana, creado en 1956, solo se haya concedido en cincuenta años a dos mujeres, Ana María Matute y Elena Quiroga.

 Influida por la lectura del artículo de Manuel Rodríguez Rivero, de pronto me sentí tentada a releer los suplementos literarios más conocidos y corroboré la mayor presencia de firmas masculinas, tanto en calidad de autores como críticos. Entré luego en las webs de algunas editoriales, pinché en sus catálogos y colecciones y la desproporción era diamantina. Rodríguez Rivero se lamentaba de que en España no exista una página como vidaweb.org, en la que se expone la relación de fuerzas hombre/mujer a la hora de orientar a los lectores de los medios sobre los libros que se publican. En esta página se aprecia, por ejemplo, que en 2010 The New York Review of Books publicó 306 críticas de hombres y 59 de mujeres. Tal vez tuviera que ver en esta selección el hecho de que los autores de tales críticas fueran 200 hombres y 39 mujeres. “No quiero ni pensar lo que aquí saldría si alguien hiciera el cálculo. A lo mejor se sonrojaban hasta los señores de la RAE, pongo por caso”, termina Rodríguez Rivero. Entre tanto, lo que parece claro es que incluso en un terreno tan libre como el de la creación literaria, las mujeres leen y escriben mucho, pero eso no les lleva a publicar a la par que los hombres ni a que sus obras se reseñen en igualdad de condiciones.

Fuente: Blog El País

19 feb. 2011

Carmen Balcells sostiene que en este momento los resultados de venta de e-books son casi nulos


Amazon abrirá su librería virtual este mismo año en España. La agencia literaria Carmen Balcells, que representa a las principales firmas en lengua castellana, ha avisado a todos sus autores sobre del desembarco de la compañía, espera que represente un revulsivo para el mercado de los libros electrónicos, que actualmente obtiene unas ventas mínimas.

“El año 2011 Amazon se instala en España y desean multiplicar ventas”, dice Carmen Balcells en una carta donde explica a sus representados que las obras vendidas en formato e-book son “un mercado incipiente en el que los resultados son casi nulos”.

Los derechos de autor por obras electrónicas de los 32 literatos que Balcells gestiona han supuesto unos ingresos de tan sólo 5.885 euros en todo 2010. Sólo hay cinco obras que han tenido unos resultados más destacables, y son las que precisamente Amazon seleccionó para hacer unas acciones especiales para  ser comercializadas en formato digital desde su tienda de Estados Unidos.

Pero hasta los libros más vendidos como pueden ser los de Gabriel García Márquez o Isabel Allende aún mueven unas cifras muy limitadas con unos royalties de 2.017 euros  y 1.196 euros respectivamente. 

Los ingresos por los derechos electrónicos son mínimos ya que la mayoría de los autores se quedan muy por debajo de los 100 euros. Por ejemplo: las obras de Camilo José Cela han generado tan sólo 43 euros, las de Antonio Gamoneda, un poco más de 3 euros, o las de Juan Marsé, 41 euros.

“El mercado del libro electrónico está teniendo mucha notoriedad mediática y muy poca en términos de ventas”, insiste en su carta Balcells, quien aconseja a todos los escritores que sean cautelosos en la forma de gestionar sus derechos con el formato digital.

Las unidades vendidas de libros vuelven a ser irrisorias. En total se han descargado 3.414 obras en formato digital de los autores de Balcells. La mayoría de los títulos disponibles registran entre cero y dos ventas, y el que más éxito ha logrado, Todos los cuentos de Gabriel García Márquez, se queda en 835 unidades. 

El peso de Amazon

Las cifras que maneja la agencia literaria ponen en evidencia el peso de Amazon, que representa el 63% de las ventas del mercado en cuanto a número de unidades vendidas.

Su principal competencia en EE UU, la librería Barnes & Noble se queda con un 26% de las ventas de obras en castellano, mientras que la española Leer-e representa sólo un 8% de las descargas literarias.
El mercado de los dispositivos móviles es por ahora el más pequeño con Mobipocket, que ha generado un 2,8% de las ventas.

Ante este panorama, la llegada de Amazon y su servicio de descargas para e-books se plantea como el elemento dinamizador que realmente puede hacer que este mercado empiece a despegar y a tener una mayor relevancia para la literatura en español.

Amazon ya ha dado sus primeros pasos para instalarse en nuestro país con la compra de la tienda virtual Buy Vip, y el fichaje de Koro Castellanos, quien ha sido designada como su directora general.  Por ahora, Amazon no ha hecho oficial sus planes para poner en marcha su web de comercio electrónico, que estará funcionando antes de que finalice el año, dado los planes de los escritores españoles.

18 feb. 2011

Sorteamos LOS MUERTOS NO TIENEN AMIGOS

FLAMMA EDITORIAL, Luis Gutiérrez Maluenda y el blog CRUCE DE CABLES sortean 5 ejemplares de la novela LOS MUERTOS NO TIENEN AMIGOS.

El autor es uno de los mejores ejemplos de la narrativa negra española, no defrauda y embiste sus obras con un estilo a la vieja usanza. Un valor seguro y una novela que no debe faltar en vuestra estantería.

Os hago una pregunta fácil: ¿Qué tienen en común el detective Basilio Céspedes con la película “El sueño eterno”?
Las respuestas a crucedecables@gmail.com

Asunto: Los muertos no tienen amigos

¡MUCHA SUERTE!

Ganadores el día 24 de febrero de 2011

 

15 feb. 2011

ALEXIA Y LOS MAGNATES (...), repleta de acción, misterio y se lee de un tirón

por Pilar López Bernués

Me ha parecido una obra muy interesante desde diversos puntos de vista. Es trepidante, capta en las primeras páginas y mantiene el interés hasta el final.

Como novela negra me ha gustado pues está repleta de acción, misterio y se lee de un tirón. Más tiene además un valor añadido y es que enriquece mucho al lector. Lo hace en esos lugares a los que Luis Campos desplaza a sus protagonistas, que aprovecha para describir ampliamente y desde diversas perspectivas.

También resulta interesante, muy especialmente, la excelente exposición de la maraña financiera que mueve miles de millones de €, la estructura piramidal de un holding de empresas, los trapicheos que en muchas ocasiones rozan la ilegalidad… El mundo de las comunicaciones, el poder de las Redes sociales y su continua carrera hacia lo alto quedan muy bien descritos, dando fe de los conocimientos que el autor tiene del sector a causa de su profesión vinculada a algunos medios.

Es interesante asistir al precio del poder, la hipocresía y los “teje-manejes”. La obra muestra aspectos positivos de las relaciones humanas y también los más retorcidos y miserables en una lectura que no da tregua, con una trama intensa, lenguaje claro y unos personajes atractivos y carismáticos.

Fuente: Anika entre libros

NO HAY PARA TANTO es una novela muy intensa y original

por Pilar López Bernués

Es una novela muy intensa y original en su forma. Diez capítulos, representativos de otras tantas décadas, se componen de epístolas que diversos personajes van intercambiando a lo largo de los años y que acaban como las piezas de un puzle: una vez colocadas permitirán desentrañar el terrible crimen cometido en la persona del pastor de Derrís.

Al tratarse de una obra cuyo contenido son cartas de diversa índole y diferente época, la redacción de cada una de ellas es distinta, lógicamente, y ello da dinamismo a la novela y, como decía, originalidad.

A través de miedos, silencios, secretos, acciones y acontecimientos de todo tipo, el autor ha sabido mantener la intriga hasta la última página obsequiando a los lectores, al mismo tiempo, con una excelente visión de la historia más reciente de España y la vida del pasado siglo tanto en aldeas y medios rurales como en grandes ciudades, sin olvidar los desastres de la Guerra Civil y Posguerra.

Es un libro que me ha gustado mucho. Lamento que Bartomeu Cruells ya no esté con nosotros y que esta obra sea su primera y última novela, escrita con indudable talento, abundante conocimiento humano y un suspense que mantiene el interés hasta el último capítulo.

Fuente: Anika entre libros

10 feb. 2011

Casa del Libro adquiere las librerías Bertrand en España

Casa del Libro ha adquirido a Direct Group Bertelsmann, la cadena de librerías Bertrand en España, integrada por ocho establecimientos ubicados en Madrid, Barcelona, Zaragoza, Oviedo, Cartagena, Terrassa, Alcalá de Henares y Ponferrada.     Las ocho tiendas de Bertrand están especializadas en la venta de libros generalistas, de fondo y cuentan con espacios propios para actividades culturales y zonas exclusivas para atender a los socios de Círculo de Lectores.   Tras esta operación Casa del Libro, perteneciente al Grupo Planeta y que posee más de un millón de libros en su catálogo, refuerza su posicionamiento como la primera cadena española de librerías, con 37 establecimientos, y obtiene presencia en cinco ciudades en las que no contaba con librería.     El Grupo Planeta y Direct Group Bertelsmann son accionistas al 50% en España de Círculo de Lectores, el primer club de lectura en español.
Fuente: El Mundo.es

¿Se puede robar en el Museo Dalí?

Según Luis Campo, sí. Lo deja bien claro en su primera novela, Robo en el Museo Dalí, de Flamma Editorial, un reciente hallazgo del género negro que pretende dejar huella. Así nos lo cuenta este ingeniero catalán nacido en Huesca con entusiasmo. Una novela que se tiñe alrededor de un implacable robo en el Museo Dalí de Figueres – ni más ni menos que 38 piezas, dejando un cadáver como agradecimiento. Unos escenarios que alegorizan la costa mediterranea catalana. Y es que su obra no ha sido un best-seller, pero su protagonista, la detective freelance Alexia Hurtado – y ex inspectora Jefe de Investigación Criminal de los Mossos d’Esquadra -, sí se ha convertido en tal fenómeno literario que ha obligado a Campo a extender sus pesquisas ràpidamente en una trilogía. El 14 de enero aparecía Alexia y los magnates de la comunicación tan solo ocho meses después de su precedente, y para la fiesta nacional de Sant Jordi de este año está previsto el lanzamiento del cierre de la trilogía, Barcelona, zona zero. Luis Campo no pone el freno de mano. ¿Qué tienen sus obras? ¿Qué tiene Alexia?
Un Larsson a la catalana
Muchas son las similitudes que darían que hablar de Luis Campo como un creciente Stieg Larsson. No sólo la composición de una trilogía, sino más bien la profunda crítica social subyaciente en la trama policíaca de las novelas. E igual que Larsson, Campo enfoca su mirada crítica hacia la discriminación de género que aún hoy en día padecen las mujeres, sobre todo en el campo profesional. Alexia Hurtado se convierte en el prototipo de mujer luchadora, una femme de armas tomar; un cóctel de astucia, ingenio que, con “un par de ovarios”, se hace un hueco entre los nombres más reconocidos de su profesión, haciendose camino entre las trabas machistas que pueda encontrarse. Además, Alexia está a la moda, ya que posee página web y un perfil en Facebook. ¿Por qué hay tanto interés en crear un personaje femenino? Primero, por atraer al público, ya que “la gente que lee más son las mujeres”. Segundo, y sin tener Campo duda alguna, porque “el hombre del futuro será la mujer”.
Trilogía ¿de cine?
“A mi, me encantaría ver mis novelas ni que fuera en una TV Movie”, asegura el escritor. La novela surgió de un guión que Luis Campo, immerso en el mundo de los medios audiovisuales, fue requerido a escribir. Reconoce que para un escritor “es muy dificil empezar de zero y encontrar una editorial dispuesta a publicarte”, pero aún es más laborioso lograr que te acepten un guión. “Después de publicar una novela ya es más senzillo, ya que tienes un cierto público asegurado”. El guión está listo y sólo queda meterlo en el horno. ¿Hay proyecto, pues? Luis Campo ríe. De momento tendremos que conformarnos con Barcelona, zona zero a finales de Abril. Y si aún no le has leído, tienes tiempo. ¿Te atreves a empezar con un robo? Hazte la boca agua con este video:

Sigue a la pista,
Natàlia Capdevila

FUENTE: El reportero siempre llama dos veces

9 feb. 2011

Un libro por un euro

Un escritor revoluciona la red con una web para descargar libros a cambio de donaciones a una ONG

Juan Gómez-Jurado es un crítico a la "Ley Sinde"

Imagen de la noticia Un escritor revoluciona la red con una web para descargar libros a cambio de donaciones a una ONG
El escritor Juan Gómez-Jurado ha creado, con la ayuda de algunos de sus numerosos seguidores en Twitter, la web www.1libro1euro.com, en la que los internautas pueden desgargarse gratis una de sus novelas. A cambio, el autor sólo pide que se haga una donación voluntaria a la ONG Save the Children.
Según ha declarado Juan Gómez-Jurado en una entrevista concedida a Servimedia, "lo único que pretendo con esto es demostrar que la gente es buena, que está dispuesta a ayudar a los demás y que los internautas no son piratas, proxenetas o narcotraficantes, como son calificados por determinadas personas".
El origen de esta iniciativa se encuentra en un artículo titulado "La piratería no existe" publicado en Internet hace unos días por el escritor y periodista. En él, el autor critica abiertamente la llamada "Ley Sinde", a la que se refiere como un "horror legislativo, falaz e inútil", y aboga porque la industria editorial se adecúe a un nuevo mercado. Según escribe, "en lugar de crear modelos de negocio funcionales, nos dedicamos a blindar el status quo con leyes absurdas, e insultar a nuestros mejores clientes. Llamarles piratas, sinvergüenzas y ladrones".
Este artículo levantó algunas ampollas, entre ellas las de un famoso cantante que en las últimas semanas se ha convertido en uno de los mayores defensores de la "Ley Sinde" y que el domingo pasado dirigió un mensaje indignado a Gómez-Jurado en el que le conminaba a regalar sus libros "si tienes huevos".
La respuesta del escritor no se hizo esperar. Esa misma tarde publicó en Twitter enlaces para que los internautas pudieran descargarse gratis su novela "Espía de Dios", el primer best-seller de Gómez-Jurado, vendido en 42 países y que ha cosechado hasta ahora más de un millón y medio de lectores. El novelista sólo pedía a sus seguidores una cosa a cambio: "Si os mola el libro, donad un euro a Save the Children", una ONG que trabaja a favor de la infancia.
El llamamiento encontró enseguida eco entre centenares de usuarios de Twitter, que comenzaron a realizar sus donaciones a la ONG. Hubo incluso internautas cuyas donaciones superaron los 500 euros. Al día siguiente, lunes, ya eran varios miles de euros los recaudados a través de esta iniciativa. Abrumado por la respuesta obtenida, el escritor decidió ayer martes crear una web en la que los internautas pudieran descargar su libro y hacer la donación a Save the Children.
Según ha declarado Juan Gómez-Jurado a Servimedia, "todo ha sido gracias a las sinergias que se crean en Twitter. Ayer pedí en esta red la ayuda de diseñadores gráficos, de ilustradores, de desarrolladores web y de gente con los conocimientos técnicos que yo no poseo para poner en marcha una página web. La respuesta me ha dejado sin palabras, porque he recibido decenas de ofrecimientos de gente que quería ayudar sin recibir nada a cambio".
Hoy miércoles, 24 horas después, ya está operativa la web www.1libro1euro.com, diseñada por seguidores del escritor en Twitter. En ella está alojada la novela "Espía de Dios", que se puede descargar gratis, junto al enlace para realizar la donación voluntaria a Save the Children. Según reza en la web, "nadie va a controlarte. Si decides donar o no, queda entre tú y tu conciencia. A nosotros nos parece un trato justo".
Según declara Juan Gómez-Jurado, "desde que surgió esta idea sólo he encontrado colaboración y ayuda entre los internautas, así que este proyecto es ya más de ellos que mío. Yo he hecho mi trabajo, ahora prefiero quitarme de enmedio y que esto llegue lejos. Creo que el objetivo que me propuse está cumplido, que era demostrar que la gente es buena y que Internet es algo más y mejor que una cueva de ladrones".
Para Gómez-Jurado, "hay gente que opina que la 'Ley Sinde' es necesaria, pero yo considero que tal y como está hecha es un absoluto desastre, y habría que reformarla desde el principio, empezando por crear una forma de mercado justa para todos. En el fondo, todo se resume en una sóla cosa: no podemos insultar a nuestros clientes. Así que hagamos las cosas bien".
De momento, la web www.1libro1euro.com está siendo adaptada a diferentes idiomas y ya hay varios escritores, algunos muy conocidos, que han ofrecido a Gómez-Jurado sus libros para ser descargados de forma gratuita a través de esta página. Concretamente, la próxima semana estará disponible para todo el que lo desee "Apocalipsis Z", del escritor gallego Manel Loureiro, un libro del que se han vendido 30.000 ejemplares, que ha sido traducido a diez idiomas y del que se está ultimando su adaptación al cine. A cambio, a los internautas sólo se les pide una aportación voluntaria para Save the Children. Un trato justo.

8 feb. 2011

Marta Fernández (la CUATRO) recomienda LA MALA FAMA


Próximamente en Flamma: 


Hoy quería hablaros de otra cosa. Pero Internet tiene caminos que la razón no entiende. Y esos caminos, después de muchos años, me han traído las palabras de Gina. Bajo el disfraz de un correo electrónico, se esconde la calidez de una larga carta. Leo los párrafos, uno tras otro y casi me imagino la letra ágil y un poco deslavazada de mi amiga. Gina es así: es capaz de empaquetar todo el sentimiento del mundo en ochocientas palabras y darle al send para que cruce el Atlántico.

Hubo un tiempo en el que nos escribíamos todos los días. Los avatares de la vida se llevaron a Gina a miles de kilómetros de aquí y yo echaba de menos sus palabras, su ingenio, su sabiduría, su brillantez y sus flechas siempre acertadas. Y como nuestros relojes se habían desincronizado a fuerza de saltar meridianos, el correo suplió los cafés que ya no podíamos tomarnos. Hablábamos y hablábamos. Y el correo de Gina era la chispa que encendía mis neuronas, la bombilla reluciente que iluminaba mis días. Supongo que mis palabras eran el eco de un trabajo que dejó sin dejar del todo.

“Los trabajos no son más que un micromundo de la vida”, me dice Gina en su última carta. En aquel laboratorio del mundo nos conocimos: en el profundo sótano de CNN+, en la planta más proscrita y más divertida de Torre Picasso. En aquel sotanillo fuimos brutalmente felices y tontamente desgraciados. En aquella redacción de colores chillones y noticias oscuras, unos cuantos periodistas vivimos, reímos, crecimos, nos enamoramos, pasamos noches en vela sin ver llegar jamás la mañana, hicimos la guerra y firmamos la paz y hasta un día creímos ver cómo el mundo se acababa. Pero el mundo siguió y fue el sotanillo lo que desapareció para siempre. La cadena se mudó y nos hicimos mayores de repente. Y Gina se termino marchando.

Muchas veces la vida nos acerca y nos separa como un tango perverso. A nosotras nos coló de por medio demasiados kilómetros. Y un mal día las dos nos callamos. Hasta que hace unas semanas un pájaro azul picoteo la pantalla del ordenador de Gina. Allá, en la lejana España, una amiga mandaba una paloma mensajera diciendo “aún te sigo”. Y no hicieron falta más palabras.

Esta mañana Gina me ha escrito. Y hemos vuelto a tender el hilo que con tantas palabras habíamos tejido. También por esto Internet es un gran invento. “Porque no es justo perder lo que se ama”.

Fuente: Cuatro

Los muertos no tienen amigos en El Corte Inglés

7 feb. 2011

El editor que revolucionó el libro en España

Jaime Salinas descubrió en España un sueño que trajo de América, el libro de bolsillo. Entró por casualidad al mundo editorial, y cuando estaba a punto de dejarlo se fue a ver a Gallimard, en París. Y Gallimard lo puso en contacto con José Ortega Spottorno, que quería prolongar también la experiencia de Universal y de Austral. De ambas energías resultó Alianza Editorial, que revolucionó el libro aquí y constituyó una de las grandes iniciativas culturales del siglo XX. Ya no está Ortega, y Salinas murió ayer de madrugada en Islandia. Tenía 86 años.
Quien cuenta esa historia de "las ideas encontradas" es Javier Pradera, que compartió con Salinas el trabajo en Alianza. Pradera llevaba la non fiction -"a Jaime le gustaba denominar en inglés las categorías editoriales"- y Salinas se ocupaba de la ficción.
Esa historia de Alianza empezó en 1964. Salinas era hijo de Pedro Salinas, había nacido en una localidad argelina, había vivido el exilio con sus padres, hablaba el inglés que aprendió en Estados Unidos y conservaba el francés que le enseñó su madre. A Vicente Molina Foix le contó ayer Gudbergur Bergsson, gran escritor islandés, con quien pasaba Jaime largas temporadas en Islandia, que en los últimos días de su vida, en el hospital, Salinas volvió a hablar francés.
Lo cierto es que ayudó a Ortega, con Pradera, a revolucionar el libro en España, fue director general del Libro con Javier Solana, dirigió Alfaguara desde 1977 a 1982, fue el brazo derecho de Carlos Barral en Seix Barral... Y todo eso lo hizo partiendo de una enorme reticencia hacia el mundo del libro. Como él dice en sus memorias, quiso estar lejos del padre poeta; después de la guerra mundial, se integró en una empresa francesa de consultoría, y recaló en las imprentas de Seix hasta que la vida y la noche le llevaron a encontrarse con Carlos Barral.
Decía ayer Josep Maria Castellet que ese encuentro le cambió la vida a Jaime; conoció al mismo tiempo a Gabriel Ferrater, a Jaime Gil de Biedma, y el cuarteto lanzó a Seix Barral a un protagonismo rutilante. Como recuerda Molina Foix, era un hombre cosmopolita, que hablaba un inglés perfecto y un francés envidiable; conectó en seguida con el glamour de Francfort donde, como recuerda Beatriz de Moura, la directora de Tusquets, siempre estaba rodeado de los más grandes, Einaudi, Gallimard, Rowohlt... Barral le confió la organización del Premio Formentor, que fue el eje editorial de otras iniciativas que le dieron a Seix aquel marchamo.
No le bastó, dice Castellet. Fue entonces cuando marchó a ver a Gallimard, y de ese encuentro vino la historia en la que coincidió con Pradera. Él era, dice su amigo Luis Revenga, escritor y cineasta, un hombre fiel a todo aquello en lo que creía. Y esa idea fija abonaría ya el porvenir de su trabajo: poner el libro de bolsillo en el centro de las librerías. Cuando le llamaron para dirigir Alfaguara ya había logrado ese objetivo, y en la editorial de los Huarte que habían fundado los hermanos Cela (Camilo y Jorge) y que luego adquiriría Santillana, se propuso incorporar (dice Molina Foix) "a autores bien diferenciados" de todo el mundo, hasta conseguir "un catálogo perfectamente equilibrado", como dice Luis Suñén, sucesor, tras José María Guelbenzu, en la dirección de Alfaguara.El libro tenía que ser singular, pero tenía que ser de Alfaguara. Confió el diseño a Enric Satué, quien lo recordaba anoche "con gran añoranza; nunca más he tenido una libertad más absoluta para trabajar como la que tuve con él". Salinas colocó al traductor y al diseñador en el compromiso editorial, les pagaba con royalties, "hasta que el propietario dijo que así no se podía hacer". Palabras de Satué: "Era, por decirlo en términos tipográficos, un editor en caja alta, un editor con mayúsculas".
Javier Solana se lo llevó al Ministerio de Cultura, en el primer Gobierno del PSOE. "Era un gran amigo, un extraordinario colaborador, un hombre de una cultura extraordinaria". Ahí coincidió con Juby Bustamante, periodista, jefa entonces del Gabinete del ministro. "Un orgullo haber sido amiga suya". Otro amigo, Alberto Oliart, presidente de RTVE, dijo anoche: "Jaime Salinas trajo a España la idea de la biblioteca breve y ediciones de bolsillo. Ha sido un organizador permanente de ideas geniales. Formó parte de un grupo brillante, en el que estaban Castellet, Jose Agustín Goytisolo, Barral y Ferrater. Y actuaban así, en grupo, con reuniones que duraban hasta el amanecer. Él era una parte de ese grupo, pero era el organizador". Beatriz de Moura, editora de sus memorias: "Le quedó el segundo tomo. No lograba encontrar los documentos que hicieran más precisa su memoria, y renunció a continuar... A su alrededor juntó a mucha gente", y esa gente, decía su joven amigo, el editor Miguel Aguilar, le proporcionó "la energía que él mismo derramaba en sus iniciativas". María Hortelano, la viuda de uno de los asistentes a esos comités, Juan García Hortelano, describía así anoche la raíz de esa amistad que Salinas generó a su lado: "Teníamos una amistad muy ejercida, muy militada. Juan era mucho de querer mucho a la gente, y Jaime era el tito Jaime, el tío de nuestros hijos, de los hijos de Juan Benet, de nuestra hija Sofía. Nos divertíamos tanto, era tan poco castellano".

Fuente: cegal.es (Juan Cruz - El País) 31/01/2011

3 feb. 2011

Andreu Martín recibe el VI Premio Pepe Carvalho

El escritor Andreu Martín (Barcelona, 1949) ha obtenido muchos premios, dentro y fuera de España, incluso un Nacional de Literatura Juvenil por No demanis llobarro fora de temporada (No pidas sardina fuera de temporada), pero el que ha recibido esta tarde, en el marco de BCNegra, el VI Premio Pepe Carvalho, le emociona y le llena de recuerdos. "Soy escritor porque Manuel Vázquez Montalbán escribió Tatuaje. Por aquella época yo hacía guiones de cómic, pero después de Tatuaje y también de Joc brut, de Pedrolo, y de Mica en mica s'omple la pica, de Jaume Fuster, empecé mi primera novela, Aprende y calla (Aprende y calla). La presenté a un premio que convocaba Libros de la Frontera y no me lo dieron. Volví a los cómics".
En aquella época trabajaba en la revista Muchas gracias y al otro lado del pasillo estaba Por favor. Un día, un colega le dijo que había alguien que le quería conocer. Martín se fue hacia la puerta y se encontró con Vázquez Montalbán, Marsé y a Perich. "Los tres habían estado en el jurado que no me dio el premio. Manolo me dijo: 'Me gusta mucho tu libro. Cuenta conmigo. Qué generoso era. Perich añadió: 'No sabes dónde te metes'. Y Marsé me cogió por la manga me dio las gracias por el pequeño homenaje que le hacía en Aprende y calla y me dijo: "Tu novela es buena, pero no muy buena. Salí flotando del despacho. Eran mis ídolos. Ese encuentro hizo de mí un escritor".
Aprende y calla se publicó en 1979 y desde entonces Andreu Martín no ha parado de escribir y de publicar. A veces da la sensación, como sucedía con Vázquez Montalbán, que tiene un montón de ordenadores y que en cada uno de ellos escribe una historia diferente".
Una novela de 900 páginas
Ahora mismo, Martín está embarcado en una novela de 900 páginas sobre los pistoleros, desde 1920 hasta 1945, con maquis incluidos, y por la que desfilan personajes como Francesc Seguí o Salvador Seguí, el Noi del sucre. Se titula Cabaret Pompeia y estaba en el Paralelo de Barcelona, donde ahora se ubica la sala porno Bagdad. El Pompeia sufrió un bombazo en 1920 y, cuenta el escritor, en el Bagdad aun llaman Pompeia al almacén de bebidas. "La Barcelona de aquellos años era más dura que Chicago". La novela está narrada a través de tres personajes nacidos en 1900. "Es la historia de una generación. Antes de escribir una novela ya me la sé de memoria".
No es la primera vez que Andreu Martín mezcla historia y género negro. Barcelona trágica, por ejemplo, se desarrolla durante la Semana Trágica de julio de 1909.
El escritor alterna las novelas juveniles con las negras. Entre las primeras, destaca la serie del detective adolescente Flanagan, escrita a cuatro manos con Jaume Ribera, nueve novelas de las que se vendieron dos millones de ejemplares. "La literatura juvenil me gusta, porque da más libertad que la que supuestamente escribes para adultos, pero también puede ser excluyente".
"La violencia no es épica"
Tiene otra serie protagonizada por una joven mossa d'esquadra, se publica simultáneamente en catalán y en castellano y ya han aparecido tres títulos: La nit que Wendy va apendre a volar (La noche que Wendy aprendió a volar), Wendy ataca y Wendy i l'enemic invisible (Wendy y el enemigo invisible). "No quería un policía de élite sino de alguien que patrullara las calles".
A veces cuesta imaginar que estas series, aptas para jóvenes y adultos, llenas de humor y amables, hayan sido escritas por el mismo autor de novelas tan duras como Prótesis, El señor Capone no está en casa, Por amor al arte o El día menos pensado. "Si hablamos de Prótesis, tiene un componente adolescente de rebeldía contra las instituciones. Cuando la escribí hubiera dinamitado muchas cosas. Andreu Martín se ha hecho mayor, ahora, a mi edad, no escribiría Prótesis. La violencia no es épica, no es la solución de nada".
Más maduro, como dice él, escribe también con Jaume Ribera, una saga protagonizada por el investigador privado Ángel Esquius. Han aparecido cuatro títulos: Con la muerte no se juega, La clave de la llave, La monja que perdió la cabeza y Si hay que matar se mata. Y, en solitario, tiene otra serie muy original: Asesinatos en clave de jazz. De la banda sonora, que se incluye en un disquete, se encarga David Nel.lo.
Saxofonista con banda
Martín se divierte mucho con esta colección, cuyo protagonista es un saxofonista que tiene una banda llamada El Signo de los Cuatro (un guiño a Conan Doyle y a Sherlock Holmes), en la que mezcla género negro con metaliteratura. En los diferentes títulos, como El blues del detective inmortal o El blues de la semana negra, rinde homenaje a Vázquez Montalbán, La Semana Negra de Gijón, Juan Madrid, Jorge Martínez Reverte, Julián Ibáñez...
Andreu Martín tiene mucha experiencia acumulada. Lo que más valora ahora es la "imaginación de la ficción"."El realismo es como una bola de hierro enganchada al pie. Cuando escribí Prótesis no me preocupé por el sistema de investigación policial de entonces y Philip Marlowe nunca intentó acercarse a la realidad. Nos rompemos los cuernos para que la ficción supere a la realidad, porque la realidad es inverosímil y la ficción por definición tiene que ser verosímil".

Fuente: El País